Mejor que el lavado facial de Botox, como obtener una piel firme sin arrugas

Anuncio

Ocho de casa 10 personas mayores de 40 años buscan tratamientos para las arrugas. En las tiendas de productos estéticos, podemos encontrar muchas soluciones distintas para ayudar a tratar las arrugas, de hecho, existen productos que vienen específicos para las arrugas de una determinada parte de nuestro cuerpo.

Sin embargo, no es un secreto que estos productos tienen un precio muy alto y que no todos podemos pagar por ello. Esto sin mencionar los efectos secundarios que pueden tener en nuestra piel. Incluso, algunos médicos aseguran que usar esos productos, aumenta el riesgo de desarrollar cáncer en la piel.

Es por ello, que nosotros al igual que millones de personas en el mundo estamos optando por el uso de productos naturales preparados con ingredientes que nos ofrece la madre naturaleza para ayudar a tratar el problema con efectividad. Estos productos, además de ser más económicos, por lo general tienen un efecto muy eficiente en nuestra piel.

De hecho, cada vez son más las personas que están promoviendo el uso de estos tratamientos utilizando como publicidad los resultados que ellos mismo han conseguido utilizándolo de forma frecuente. Hoy queremos compartir con usted una de las mascarillas naturales más comunes para ayudar a lidiar con las arrugas en el rostro.

La mascarilla que le estaremos mostrando como preparar a continuación es muy económica y asequible para usted. De hecho, algunos famosos han mencionado que la utilizan por los buenos resultados que le ofrece.

Para este tratamiento vamos a preparar la mascarilla de Maizena y huevo; ambos ingredientes poseen propiedades que favorecen a la piel y que contribuyen de manera positiva en el retraso del envejecimiento prematuro. Y lo mejor de todo es que además de ser económicos podemos encontrarlo en nuestra tienda más cercana. A continuación, te muestro como se prepara.

Anuncio

Mascarilla de Maicena para las arrugas

Ingredientes a necesitar:

– Una cucharadita de miel.

– Una clara de huevo.

– Dos cucharadas de maicena.

– Veinte gotas de aceite de almendras.

Preparación y modo de uso:

Una vez tengas los tres ingredientes necesarios a tu alcance, solo tienes que colocarlos en un recipiente y batirlos bien para que se unan homogéneamente. Una vez estén bien integrados, la mascarilla estará lista para su posterior uso. ¡Asi de sencillo es preparar esta excelente mascarilla antiarrugas!

Antes de aplicarte la mascarilla, lava tu rostro con agua tibia y jabón neutro, luego seca suavemente y procede a extender una capa de la sustancia y luego espera a que actué durante 20 minutos. Finalmente, enjuaga con agua fría. Repita este tratamiento 3 veces por semana.

Si lo haces bien en poco tiempo comenzaras a notar resultados positivos en tu piel. Aunque no hemos especificado una hora para el uso de la mascarilla, es más conveniente aplicarla por las noches antes de irnos a dormir y usar protector solar antes de salir a tomar sol.

Anuncio