Nadie lo entiende hasta que no le da cáncer, pero este es el alimento #1 causante de cáncer

Anuncio

¿Se ha preguntado alguna vez por qué los embutidos como las salchichas siempre conservan su color rojo, a pesar de permanecer almacenados por mucho tiempo?

Para conseguirlo, las industrias se apoyan en los nitritos de potasio o nitritos de sodio. Ambas forman parte de las sales utilizadas a la hora de salar las carnes para elaborar los embutidos.

No obstante, varios estudios han descubierto algo alarmante sobre estas sales. De acuerdo con los resultados, el exceso de nitrito promueve el desarrollo de cáncer, además de ser sumamente tóxicos. Si quieres conocer más detalles sobre este hecho, te animamos a seguir leyendo este artículo. Especialmente si tienes niños, deberías mantenerte muy alerta, ya que ellos son más susceptibles.

Existe una estrecha relación entre los nitritos y el cáncer infantil

California, Estados Unidos, fue el estado anfitrión donde se realizaron los primeros estudios al respecto. Este se llevó a cabo entre los años 80 y 87, y consistía en analizar los hábitos alimenticios de los niños. Su principal objetivo era investigar cómo influyen los alimentos en el riesgo de padecer leucemia. Los resultados mostraron que aquellos niños que consumían más de 12 salchichas al mes tenían más riesgos. Se concluyó que esto aumentaba hasta 9 veces las probabilidades de padecer de leucemia infantil.

salchichas

Pero este no fue el único estudio que llego a estas conclusiones. Para el 1994, otros doctores publicaron resultados similares. Los especialistas basaron sus estudios en niños con problemas oncológicos. Las conclusiones giraron en la misma dirección a la anterior. Se descubrió que las mujeres que durante el embarazo consumían embutidos duplicaban los riesgos. Entre los posibles problemas futuros, estaría que la criatura desarrollara tumores cerebrales.

¿Entonces los embutidos son sinónimos de cáncer?

Hasta donde sabemos, los nitritos comenzaron a utilizarse como conservantes cárnicos para combatir el botulismo. Estos, mientras cocinamos los embutidos se mezclan con las aminas de las carnes, formando los compuestos cancerígenos. Cuando estos llegan al estómago, la situación se vuelve muy crítica. Dichos compuestos son los que se relacionan con leucemia infantil. Estos también provocan cáncer de vejiga, esófago, estómago, cerebro, páncreas y recto.

Anuncio

La relación entre el cáncer y los nitritos en las verduras es nula

or si no lo sabias, algunos vegetales de hojas poseen pequeñas cantidades de nitritos. Entre ellos podemos mencionar las espinacas y el apio. No obstante, las demás propiedades de las verduras combaten el cáncer. En este caso, la relación entre los nitritos y el cáncer es nula.

Los vegetales son ricos en vitaminas C y D. Ambas impiden el desarrollo de compuestos N-nitrosos, que son los que provocan los distintos tipos de cáncer. Especialmente la vitamina C es un antioxidante por excelencia que previene el desarrollo de canceres.

¿Podemos decir que todos los embutidos son riesgosos?

Antes que nada, recordemos que los riesgos se aumentan cuando se consumen en exceso. La cantidad remendada de embutidos es de 50 gramos o menos a la semana. En caso de consumir una salchicha y luego continúes con tu dieta, no estarás corriendo ningún riesgo.

salchichasespinacasapio

Por otro lado, ya que conoces que el peligro está en los nitritos, podrás buscar embutidos “libres de nitrito”. Puesto que los nitritos son los que conservan el color rojizo en las carnes, veras que los que no lo contienen son marrones. Esta es la razón por la que muchas personas no lo compran, sin embargo, el sabor es el mismo.

Ya lo sabes, si a tu hijo o a ti les gusta consumir muchas salchichas o embutidos, será mejor que reduzcan su ingesta. Si conoces a alguien que también coma muchos embutidos, no lo dejes ignorante de este importante asunto. Comparte con ellos este articulo para que puedan mantenerse alerta y tomen la decisión de controlarlos.

Anuncio