Crema nívea y un huevo para decirle adiós a las arrugas de la cara y verse 10 años más joven.

Anuncio

Si bien es cierto, las arrugas en la frente, junto a las conocidas patas de gallo, son unas de las primarias líneas de expresión que aparecen en nuestra cara, y también
de las más visibles.

Incluso, algunas veces no es siquiera necesario fruncir el ceño o alzar las cejas. cuando nuestra piel está reseca, los pliegues se establecen y son notorios como extensas líneas que van de lado a lado.

Sin embargo, esta mascarilla natural tiene propiedades hidratantes que ayudan a aumentar la producción de colágeno y elastina para restaurar la piel débil.

Ingredientes:

-Media cucharadita de crema nivea.

-Un huevo (solo la clara).

Preparación:

Introduce la clara del huevo en un recipiente de vidrio luego agrégale una cucharadita pequeña de crema nivea. Bate bien para que queden bien mezclado.

Modo de uso:

Anuncio

Extiende el producto con un suave masaje en las áreas que desees
tratar. Presiona con las yemas de los dedos y frota durante 15 minutos para obtener un mejor efecto.

Necesitas dejarla reposar unos 30 minutos más para buenos resultados. En lo posible la debes aplicar en horas de la noche para que los resultados sean óptimos. Úsala mínimo cinco veces a la semana.

Los efectos de esta mascarilla natural no son inmediatos, pero se notan después de varias aplicaciones. Lo importante es tener paciencia y ser constantes para obtener los resultados deseados.

Si te agradó la información, no te olvides compartir lo bueno. Por consiguiente, si nunca comentas, por lo menos dime “hola o gracias” y así sabré que me lees. Comparte lo bueno.

Anuncio